ESTRATEGIAS COMPETITIVAS – REFLEXIÓN ESTRATÉGICA

Reflexión estratégica

reflexión 1 - ESTRATEGIAS COMPETITIVAS - REFLEXIÓN ESTRATÉGICA

El servicio de reflexión estratégica de Sastre & Asociados consiste en una completa revisión de las principales decisiones que debe tomar una empresa hoy en día para resultar competitiva en sus mercados.

Fases de la Reflexión Estratégica

El proceso da comienzo con un análisis estratégico de los mercados geográficos de mayor interés para la compañía, con un horizonte temporal de 12 – 18 meses que proporcionará la información con las principales oportunidades y amenazas que presente el entorno a la empresa, así como las ventajas y desventajas competitivas que tiene la empresa frente a sus competidores en esos mercados.

El análisis continúa con una revisión de las principales decisiones estratégicas que se deben tomar en la empresa:

  • Decisiones clave: para qué está la empresa en el mercado, para qué existe (su misión), qué desea alcanzar en el futuro (su visión), cuáles son los valores que determinan sus decisiones y acciones diarias.
  • Mapa de negocios: cuáles son los mercados y negocios más interesantes que tiene o puede tener la empresa y a los que debería destinar la mayoría de sus recursos.
  • Objetivos: la facturación y rentabilidad a alcanzar en cada uno de los negocios y en el global de la empresa en los próximos años.
  • Estrategia de posicionamiento: establecer qué posicionamiento de marca debe tener la empresa en la mente de los clientes.
  • Estrategias de negocio: concretar cuáles son las propuestas de valor diferenciadas de la competencia y relevantes para sus clientes en los negocios más interesantes de la empresa.
  • Ejes estratégicos: definir las principales directrices que tiene que seguir la empresa en los próximos 18-24 meses.

El servicio de Reflexión Estratégica finaliza con un plan de acción completo pero realizable para la capacidad humana, productiva y financiera de la empresa, que incluye las acciones a poner en marcha en los próximos 100 días y el esbozo de las acciones a poner en marcha más allá de esa fecha.

A quién se dirige el servicio de Reflexión Estratégica

El análisis y servicio de reflexión estratégica realizado por los consultores de Sastre & Asociados se dirige a aquellas empresas que realmente quieran ser líderes en sus mercados y negocios más importantes y quieran trabajar como lo hacen las empresas más competitivas y profesionales del mundo.

Beneficio de la Reflexión Estratégica para la empresa

La principal ventaja o beneficio que aporta un buen análisis de reflexión estratégica es centrar todos los recursos de la empresa y el pensamiento de sus principales directivos en aquellos mercados y negocios que son verdaderamente importantes para la empresa haciendo, por lo tanto, que toda su actividad sea mucho más eficiente y productiva.

A ello se suma un incremento de la motivación de los empleados al ver que se toman importantes decisiones de una forma profesional y que la dirección futura de la empresa está perfectamente clara y centrada en sus capacidades y posibilidades.

Estrategias competitivas en la empresa

Sobrevivir en un entorno tan competitivo como el actual resulta imposible sin una estrategia competitiva clara en la empresa. Para ser competitivo es necesario tomar buenas decisiones y ponerlas en marcha desde un profundo conocimiento del mercado y de las estrategias empresariales más eficaces.

La estrategia competitiva supone un plan de empresa orientado al largo plazo para desarrollar una ventaja competitiva sostenible que la ayude a posicionarse en el mercado. Se trata de una forma de competir ventajosa respecto a otros competidores que permita a la empresa alcanzar los objetivos marcados.

Si no tienes una verdadera ventaja competitiva, ¡no compitas!

Jack Welch (CEO de General Electric)

Desde Sastre & Asociados ayudamos a las empresas a dirigir sus negocios con las técnicas y los métodos de gestión que utilizan las mejores empresas del mundo. De esta forma, a través de la experiencia y los modelos referentes en gestión empresarial y con nuestro apoyo como consultores de estrategia empresarial, trazamos las pautas que determinarán el éxito de sus decisiones y las probabilidades de alcanzar con éxito sus objetivos empresariales.

Definición de la estrategia competitiva en la empresa

En muchas ocasiones los empresarios y directivos empiezan a notar una pérdida de competitividad en su empresa, viendo como cada día surgen nuevos competidores con propuestas más atractivas, precios más bajos y rentabilidades más altas… pero son incapaces de tomar decisiones que relancen su compañía y ayuden a recuperar su posición de liderazgo.

En esos casos es de vital importancia realizar una completa pero muy ágil reflexión estratégica que plantee soluciones concretas y viables para actuar a medio plazo (12 – 18 meses) pero, sobre todo, en el corto plazo (próximos 100 días).

El equipo de consultores estratégicos de Sastre & Asociados se sumará al equipo de trabajo de la empresa para definir de forma precisa el negocio sobre el que se va a trabajar desarrollando una propuesta de valor superior a la de la competencia, aprovechando especialmente las oportunidades que surjan del estudio de clientes, el análisis del modelo de negocio actual y las capacidades internas más destacadas de la compañía.

A partir de esta primera fase, se procederá al análisis y selección del modelo de negocio y estrategia competitiva más adecuada para cada empresa en función de su contexto y ventaja competitiva.

¿Qué son las estrategias competitivas?

¿Cómo vamos a competir en el mercado? ¿vamos a intentar ser mejores que nuestros competidores y que los clientes paguen por ello? ¿o vamos a reducir nuestros costes internos para ofrecer un precio más bajo que la competencia? ¿nos estamos dirigiendo a todos los segmentos del mercado o vamos a centrarnos en un nicho y a especializarnos?

Ante este tipo de preguntas las empresas deben tener muy clara su estrategia competitiva y los efectos y consecuencias que conlleva cada una de ellas para el negocio.

Tipos de estrategias competitivas

Cuando hablamos de estrategias competitivas no podemos dejar de hacerlo a través de uno de los modelos más conocidos y básicos de la estrategia empresarial: las Estrategias Genéricas de Michael Porter.

A lo largo de los ’80, Michael Porter desarrolló el concepto de la ventaja y estrategia competitiva, llegando a la conclusión de que únicamente existen dos fuentes de ventaja competitiva en las empresas:

1. Liderazgo en coste — capacidad para producir un producto u ofrecer un servicio a un precio inferior al resto de competidores.

2. Diferenciación — capacidad de ofrecer un valor distintivo en nuestra propuesta de valor por el que los clientes pagarán.

A estas dos fuentes de ventaja competitiva se une ahora una nueva dimensión, el alcance o también llamado objetivo estratégico. En este caso diferenciaremos entre las empresas que se dirigen a todos los mercados y las empresas que se centran un un nicho concreto de clientes.

¿Y qué estrategias competitivas hay? A partir de estos dos ejes podríamos definir las tres estrategias genéricas de Porter que determinarán la hoja de ruta de la empresa:

1. Estrategia de Liderazgo global en costes. Implica ser el líder en coste dentro de tu sector, que no es lo mismo que ser el más barato. Se trata de ser capaz de producir o prestar el servicio a un coste menor y que ello resulte en una ventaja competitiva que se traduzca o bien en un precio más bajo o en una mayor inversión en marketing, por ejemplo.

2. Liderazgo de Diferenciación. Persigue ofrecer una propuesta más atractiva que la de los competidores. Podemos hablar de una mayor calidad o con particularidades especiales, la marca, la experiencia de cliente, el servicio post-venta, etc…

3. Estrategia de Segmentación. Conlleva la especialización un segmento de clientes específico con el objetivo de satisfacer mejor las necesidades de ese nicho que el resto de competidores. En este punto podríamos seleccionar en qué ámbito queremos segmentar, pudiendo especializarnos en coste o bien en diferenciación de la propuesta.

Ejemplo exitoso de estrategia competitiva

A lo largo de estos años, muchas son las empresas que han conseguido grandes logros en su sector gracias al éxito obtenido con su estrategia competitiva. Vemos a continuación un claro ejemplo de éxito de estrategias competitivas:

IKEA es un claro ejemplo de liderazgo en coste y en diferenciación gracias a la innovación aplicada tanto en el diseño de sus productos como en su sistema logístico, que al ser compartido con el cliente, logra reducir sus costes enormemente.

La diferenciación del producto queda patente a través del diseño, el sistema de compra y el montaje final, introduciendo un modelo de negocio totalmente disruptivo en su mercado.

La ventaja de costes es consecuencia del modelo de negocio desarrollado basado en una tienda física – almacén que permite reducir los gastos en transporte al mismo tiempo que reduce stocks.

HAN CONFIADO EN NOSOTROS

LO QUE DICEN DE NOSOTROS

CUÉNTANOS TU CASO PARTICULAR Y DÉJANOS ACONSEJARTE

Contacta con nosotros

He leído y acepto la Política de Privacidad

5 + 8 =

¿Porqué hay una suma junto al botón de enviar?

Se trata de un método para evitar el spam. Resolviendo la sencilla suma antes de pulsar “enviar” podremos comprobar que eres un humano.